En Malapascua fabricamos productos responsables y de calidad, ya que la durabilidad de un producto es en gran parte lo que significa sostenibilidad. Siguiendo nuestra misión, trabajamos con proveedores que nos aseguren el respeto por el planeta y sus comunidades, y a continuación te contamos cómo lo hacemos.

Impresión y diseño hecho en España

Trabajamos la serigrafía en colaboración con un taller artesanal y sostenible en Extremadura, que hacen de esta técnica milenaria toda una forma de arte. Nos decidimos por esta técnica ya que es, en palabras de nuestro proveedor, "la que ofrece mayor valor en sostenibilidad, más durabilidad sobre los tejidos, viveza y saturación del color". Nos aseguramos de que, en este taller y en todo el proceso de fabricación de la prenda, se trabaje bajo el prisma de la sostenibilidad, aplicando la regla de las 3 erres de sostenibilidad (reduce, reutiliza y recicla). Además, en el taller se trabaja todo el proceso de forma manual con gran parte de maquinaria no eléctrica. Para los procesos y máquinas que requieren luz se contrata luz verde certificada para favorecer la energía limpia. En este vídeo te contamos más:

Con la ayuda de nuestro proveedor Sirocografía, trabajamos la serigrafía únicamente con tintas sostenibles de base al agua, que son las que tienen menor impacto medioambiental. Además, utilizamos tintas de la mejor calidad que hay en el mercado para asegurar un acabado de la más alta calidad. Estas tintas no contienen PVC ni ftalatos. Tampoco contienen metales pesados y los pigmentos son de origen mineral y vegetal. Cumplen con toda la normativa europea y tienen certificado Oekotex Standard 100, cumplen con los ISO y el CPSIA que se exigen para este tipo de productos. Todo ello, en resumen, significa que no son perjudiciales para la salud humana y que tienen un bajo impacto medioambiental.

Comercio justo

Todas nuestras prendas están certificadas por la Fair Wear Foundation, que audita las fábricas en las que se producen las prendas y se aseguran de que en ellas se cumplen unas condiciones de trabajo dignas, seguras y justas para los trabajadores. Estos son los 8 pilares con los que trabaja FWF y que son requisitos mínimos para obtener esta certificación:

  1. Empleo elegido de forma libre
  2. Prohibida la mano de obra infantil
  3. No a la discriminación en el empleo
  4. Relaciones laborales legales
  5. Pago de salarios decentes
  6. Horarios de trabajo razonables
  7. Condiciones de trabajo seguras y saludables
  8. Derecho y libertad de asociación

Generamos impacto positivo en las comunidades

Estamos convencidos de que construir una marca es una enorme responsabilidad, más en el sector textil. Debemos asegurarnos de utilizar Malapascua como agente generador del cambio. Por eso, trabajamos con el proveedor belga Stanley/Stella, que cumple perfectamente con nuestra visión y valores. Las prendas de nuestro proveedor se cosen en Bangladesh, algo de lo que estamos orgullosos y que queremos contarte con transparencia.

Nuestro proveedor es miembro destacado de la Fair Wear Foundation, por lo que nos aseguramos que se trabaja siempre de forma ética en este país en el que el sector textil es el principal motor de su economía. De hecho, este sector emplea a más de 4,4 millones de personas, siendo la mayoría mujeres. En las dos últimas décadas, más de 20 millones de personas han salido de la pobreza en este país, creciendo exponencialmente su economía.

Además, Fair Wear Fundation, de la mano de nuestro proveedor, desarrolla continuamente programas de educación en todas sus fábricas para eliminar la violencia y el acoso en los entornos laborales. Trabajar con ellos, además, nos asegura que incluso los restos de tejidos de las fábricas se reciclan para crear accesorios como nuestras bolsas recicladas. Estas bolsas se producen con algodón reciclado y poliéster reciclado hecho de botellas de plástico PET. Puedes aprender más sobre los materiales que utilizamos en esta sección.